Un repaso a los antidiabéticos orales (ADOS)

Al ser la diabetes una enfermedad crónica y progresiva, eventualmente el esquema de tratamiento deberá sufrir cambios para mejorar los niveles de glucosa refiriéndonos específicamente al tratamiento farmacológico.

Dentro del tratamiento farmacológico las personas con diabetes pueden ser tratadas con insulina o con medicamentos orales, esto lo decidirá tu médico de manera personalizada.

– Diabetes tipo 1: insulina
– Diabetes tipo 2: medicamentos orales e insulina
– Diabetes gestacional: insulina

Toma en cuenta que si tiene poco que te han detectado diabetes y aún no recibes tratamiento farmacológico este debe llegar en cualquier momento y mientras más pronto mejor ya que así le “ayudarás” a tu páncreas en el control y producción de insulina.

Los medicamentos orales se dividen en 5 grupos de acuerdo a su mecanismo de acción:

SULFONILUREAS: Estimulan la secreción pancreática de insulina, aunque algunas de última generación como la glimepirida y la gliclazida tienen efectos adicionales favorables sobre el sistema cardiovascular, la función endotelial y la célula beta. Existen diferentes sulfonilureas y no todas están disponibles en todos los países, en México por ejemplo, contamos con 6:

– Tolbutamida
– Clorpropamida
– Glibenclamida
– Glipizida
– Glicazida
– Glimepirida

ATENCIÓN: Si tomas alguno de estos medicamentos toma en cuenta pueden provocar hipoglucemias, trastornos gastrointestinales como flatulencia, inflamación, diarrea (los primeros días) o ganancia de peso sobre todo si no se cuenta con un plan de alimentación adecuado.

BIGUANIDAS: Tienen su mayor efecto en el hígado donde inhibe producción de glucosa durante el ayuno, aunque también tiene un importante efecto sensibilizador de la insulina a nivel periférico y las personas que la toman ganan menos peso que con otros antidiabéticos. Estos son los más comunes y sus posibles combinaciones:
– Metformina
– Metformina y sulfonilurea
– Metformina e inhibidores de la DPP-IV

ATENCIÓN:
no producen hipoglucemia a menos que sean combinados con insulina, sulfonilureas o meglitinidas, también tienen efectos gastrointestinales al inicio del tratamiento (diarrea, flatulencia, etc.), dolor de cabeza, sabor metálico en la boca, debes evitar o disminuir el consumo de alcohol.

MEGLITINIDAS: También aumentan la producción de insulina. Los nombres más comunes de este medicamento son: novonorm, stalix y prandin.

ATENCIÓN: al igual que las sulfonilureas pueden provocar hipoglucemia, trastornos gastrointestinales como flatulencia, inflamación, diarrea (los primeros días) y dolor de cabeza.

INHIBIDORES DE LAS ALFA GLUCOSIDASAS:
Su principal efecto es la inhibición de las enzimas encargadas de digerir los disacáridos, por lo cual retardan la absorción postprandial de los hidratos de carbono. Existe la acarbosa y el miglitol.

ATENCIÓN: No se recomienda si tienes colitis, úlcera a algún trastorno de digestión, puedes experimentar dolor, diarrea, flatulencia en este caso se recomienda iniciar con dosis bajas. También se sugiere que lo tomes con el primer bocado de las comidas. Puedes presentar hipoglucemia si lo combinas con silfonilureas o insulina en este caso el tratamiento de corrección debe ser con glucosa pura pues con fruta o jugos no te recuperaras pues no los absorberás por el efecto del medicamento.

TIAZOLIDINEDIONAS: Se pueden considerar anti hiperglucemiantes (evitan que la glucosa suba) o sensibilizadores de la insulina a nivel receptor y post receptor, aunque cada vez se encuentran más efectos antiinflamatorios. Aumenta su absorción cuando se toma con los alimentos. Su costo es más elevado pero ha demostrado buenos resultados. Los nombres comerciales son: zactos, avandia, avandamet, diaberil (en México).

ATENCIÓN: se recomienda efectuar pruebas del hígado antes de iniciar el tratamiento y después continuar la vigilancia frecuente.

INCRETINAS: Es un nuevo tipo de medicamento; son hormonas producidas en intestino que se liberan con la ingestión de alimentos y actúan a nivel del páncreas potenciando la liberación de insulina mediada por la glucosa e inhibiendo la liberación de glucagon. Los nombre comunes con: baieta (exenatida), januvia, galvus, galvusmet, janumet.

Como puedes ver hay una extensa gama de medicamentos y como siempre el más indicado para prescribirte alguno es tu médico, platica con él cualquier inquietud acerca del medicamento que tomas, su dosis, efectos, etc. nunca te quedes con dudas pues tu salud ante todo es primero y mientras más informado estés mejores decisiones podrás tomar.

Extracto de artículo publicado por Nadia , educadora en diabetes en “diabetes hand foundation”

Comments are closed.