Diabesidad , tratamiento dieta y fármacos

El 80% de los casos de diabetes tipo 2 están ligados a la obesidad, y la unión de ambas patologías incrementa por 7 el riesgo de muerte prematura. Así, el concepto de diabesidad como epidemia del siglo XXI fue el tema de la conferencia magistral del profesor Felipe Casanueva, catedrático de la USC, Premio Jaime I de Investigación y jefe de Endocrinología del CHUS, en el acto de clausura del curso 2010-2011 de la Academia Médico-Quirúrgica de Santiago. La sala se quedó pequeña para acoger a los asistentes, entre los que estuvo el vicerrector de Innovación e Investigación de la USC, Francisco González; el decano de Medicina, Jesús Gestal; la vicepresidenta del Colegio Médico de A Coruña, Enriqueta Rivas, y el presidente de la Academia, Francisco Barreiro.

El doctor Barreiro aseguró que desde la Academia “seguiremos potenciando la formación continuada” y con conferenciantes de máximo nivel. Recordó que estuvo el Príncipe de Asturias Enrique Moreno y dos Premios Jaime I, el propio Casanueva y Carracedo.

Casanueva puso especial acento sobre el concepto de diabesidad y sus consecuencias como la hiperlipemia, hipertensión, apnea del sueño, algunos tipos de cáncer como mama, colon o próstata y enfermedades cardiovasculares.

Subrayó que al no haber fármacos para frenar esta epidemia, “es necesaria la prevención”. Y ahí, habló del incremento de la obesidad infantil y denunció, “por una parte, la permisividad y complacencia de los padres sobre lo que comen sus hijos, y por otra, el recorte de dos a solo una hora de ejercicio a la semana en los colegios”.

Informacion del correo gallego.

Campaña de Sanidad para la prevencion de la obesidad

La Consejería de Sanidad intentará concienciar e informar a la población sobre hábitos de alimentación y actividad física adecuada, así como de los riesgos para la salud que conlleva el exceso de peso.

La obesidad y el sobrepeso, “son factores de riesgo clave para el desarrollo de muchas enfermedades crónicas, destacando la diabetes, la hipertensión arterial, las enfermedades cardiovasculares, y muchos tipos de cáncer”, ha destacado el director general de Atención Primaria en funciones, Antonio Alemany.

Esta campaña incluye la distribución de 50.000 folletos informativos y 5.000 carteles en los centros de salud de la red de Atención Primaria de la Comunidad de Madrid, concejalías de salud de los ayuntamientos y la red de Salud Laboral.

La iniciativa proporciona la página web Mide tu saludque cuenta con un vídeo de animación sobre prevención de obesidad.

Destaca el apartado “Como prevenir” que invita a los usuarios a que comprueben su peso ideal con una tabla de cálculo sobre Índice de Masa Corporal (IMC), que relaciona kilogramos de peso y altura, así como la medida del perímetro de la cintura como indicador del exceso de peso.

En la elaboración de la campaña han participado profesionales de la consejería de Sanidad y sociedades científicas como Sociedad Madrileña de Endocrinología Nutrición y Diabetes (Sendimad) o la Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria (Semap).

La responsable en funciones de Nutrición y Salud de la dirección general de Atención Primaria, Mar Garrido, ha criticado las “dietas milagro”.

Dieta sana contra la diabetes y la obesidad

Una alimentación equilibrada es básica para combatir la diabetes y la obesidad, dos patologías crónicas que van de la mano y que cada vez tienen mayor incidencia en la sociedad actual, por lo que la primera medida a tomar para evitar su crecimiento o controlar su progreso es la dieta sana.

Es necesario “realizar una dieta sana y equilibrada para perder peso, a la vez que se cuida el azúcar. No existen dietas milagro que ayuden a controlar el peso”.

Las dos enfermedades, diabetes y obesidad, son crónicas, y por tanto “el objetivo desde el punto de vista de la alimentación debe ser una educación nutricional adaptada a cada persona”.

NO PROHIBIR ALIMENTOS

Ayudar a los pacientes a conseguir hábitos alimentarios saludables “es el primer objetivo de toda dietista-nutricionista”, sin olvidar la importancia de “no prohibir todos los alimentos que tanto placer nos causan sino enseñar a comerlos con la frecuencia y en la cantidad adecuada”.

“Si no resolvemos este problema pronto, un tercio de todos los nacidos después del año 2000 sufrirán diabetes en algún momento de sus vidas”, alertan los especialistas, y muchos otros sufrirán otros problemas crónicos, como diabetes, tensión arterial, cáncer o asma.

El sedentarismo de los actuales entretenimientos (como el ordenador o los videojuegos), la escasez de parques y lugares abiertos para que los niños jueguen y corran, y el crecimiento que han experimentado las porciones en los restaurantes y locales de comida rápida tienen la culpa de esta epidemia moderna. Una epidemia a la que no es ajena tampoco España, donde, según las últimas estadísticas dadas a conocer por la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (Aesan), el problema podría afectar ya al 30% de nuestros niños.

La diabetes, una patología que supone un riesgo entre dos y cuatro veces mayor de enfermedad coronaria y una pérdida de doce a catorce años de vida, cuenta con una estrategia específica en la que se espera que participen 200.000 madrileños durante los próximos cinco años.

Estas personas se someterán al Test de Findrisc para valorar su riesgo de padecer diabetes, y de ellos, más de 12.000 recibirán una atención específica de alto riesgo. Esta tarea ya está en marcha con campañas como ‘La diabetes en tu barrio’, que se realiza en colaboración con la Asociación de Diabéticos de Madrid, que han acompañado a sanitarios municipales por quince mercados madrileños.

La cirugía , opción para la cura de la diabetes

La clínica Quirón de Zaragoza se ha convertido en un referente en España en el tratamiento de la diabetes tipo 2 a través de cirugía metabólica. De los 42 pacientes operados desde febrero del 2010, un 81% de ellos están totalmente recuperados de la enfermedad, y se espera que en pocos meses se confirme hasta un 90%.

El tratamiento tiene un perfil de paciente aparentemente limitado, con síndrome metabólico, que se restringe a la diabetes del tipo 2, más frecuente en adultos, que producen insulina insuficiente y/o no la procesan, frente al tipo 1, en el que no se produce. También requiere cierto componente de obesidad, una diabetes mal controlada y la existencia de reserva pancreática, es decir, “que el páncreas aún funcione”.

Por otra parte el primer gran estudio realizado en el Reino Unido sobre el impacto de la cirugía contra la gordura afirma que la incidencia de diabetes tipo 2 se redujo en 50% y los pacientes perdieron casi 60% de exceso de peso, un año después de la intervención.

También hubo mejorías en relación a los niveles de presión arterial y la ejecución de tareas cotidianas como subir las escaleras.

Los investigadores alegan que dichas cirugías son “una ganga” en cuanto a los costos asociados con el tratamiento de la obesidad y la diabetes.

Sin embargo , los expertos opinan que no hay que llegar hasta aquí ,el mensaje de los endocrinólogos es que deben adoptarse “acciones nacionales e internacionales de choque” para atajar la pandemia. “La diabetes no es una enfermedad que nos haya caído como un castigo bíblico. Es consecuencia de la forma de vida de los países industrializados y hay que cambiar esa forma de vida porque es posible revertir la situación”, apuntó Soriguer. El trasatlántico puede frenarse y virar el rumbo, pero hay que diseñar estrategias con esa meta.