Dejar de hacer ejercicio aumenta los niveles de glucosa en sangre

Se ha realizado un estudio en la Universidad de Missouri, Estados Unidos, en el que se pudo descubrir que si se deja de realizar actividad física de manera repentina, provoca un gran cambio en los niveles de glucosa, algo que termina de comprobar la importancia de el ejercicio en el control de la glucosa.

“Sabemos que hay pruebas de que la actividad física supone una parte importante del mantenimiento diario de los niveles de glucosa“, ha dicho John Thyfault, autor del estudio. “Incluso a corto plazo, reducir la actividad diaria y dejar de hacer ejercicio con regularidad, causa graves cambios en el cuerpo asociados con la diabetes, que puede tener lugar tras un aumento de peso“.

Para este estudio se controlo la actividad física y la dieta de un grupo de adultos jóvenes, los que disminuyeron sus actividades físicas a un 50 % por tres días, pero siguiendo con la misma dieta, en ese lapso se les realizo controles de glucemia y se comprobó que los niveles de glucosa en sangre se elevaron de manera considerable.

No olvidemos que los picos de aumento de glucosa en sangre inmediatamente después de comer, es un síntoma de poder padecer diabetes tipo 2 y alguna enfermedad cardiovascular.

Estudios como estos son muy necesarios ya que la diabetes es una enfermedad que a ido en aumento los últimos años y se puede afirmar que este aumento es una consecuencia directa de los malos hábitos alimenticios y el sedentarismo de esta sociedad moderna, “Se recomienda andar unos 10.000 pasos cada día”, señala Thyfault.